Medicación en el embarazo

Lunes, 12 Agosto 2019
Publicado en Blog
Destacado
Medicación en el embarazo

El 40% de las españolas tienen dudas sobre medicación durante el embarazo. Los últimos estudios publicados no han servido para despejarlas sino que han reabierto el debate cuestionando la seguridad de tomar fármacos como el paracetamol, que hasta ahora se consideraba seguro.

Los resultados de un reciente editorial publicado en el “British Journal of Clinical Pharmacology”, en el que se cuestionaba la seguridad de cualquier medicamento en el embarazo, han reabierto el debate.

El editorial apuntaba que no existe el riesgo cero con ningún medicamento, incluido el paracetamol, que se ha venido recomendando como alternativa segura para el tratamiento del dolor durante la gestación.

En este sentido, el Ministerio de Sanidad, a través de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), ha cambiado recientemente las recomendaciones de uso de paracetamol durante el embarazo.

La nueva información de seguridad se incorporará a las fichas técnicas y los prospectos de los medicamentos que contienen el principio activo.

En una de sus últimas evaluaciones, la AEMPS ha estudiado la exposición al paracetamol en el embarazo y su posible relación con determinados trastornos.

En sus conclusiones no evidencian una asociación entre el uso prenatal de paracetamol y el impacto en el aparato urogenital o alteraciones del neurodesarrollo del niño expuesto intraútero. Sanidad ha concluido tras el análisis que «si se considera clínicamente necesario», el paracetamol puede emplearse en el embarazo. No obstante, se recomienda utilizarlo a la dosis mínima eficaz y durante el menor tiempo posible.

LAS CIFRAS

Según los datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), alrededor del 86% de las mujeres embarazadas toman algún medicamento en el transcurso de la gestación.

El 5% de los casos corresponden a mujeres que ya tomaban previamente una medicación para el tratamiento de una enfermedad o patología crónica. Los expertos señalan que el aumento de la edad media de la maternidad es una de las causas que explican esta incidencia.

Desde la Sociedad Española de Farmacéuticos de Atención Primaria (SEFAP), hacen una llamada para que, una vez conocido el embarazo, se proceda a revisar la medicación de la embarazada para evitar posibles problemas de seguridad tanto para la salud de la madre como para la del feto.

Desde SEFAP insisten en que en el caso de tener que utilizar medicamentos en el embarazo siempre es necesario valorar la información y la evidencia existente sobre el fármaco prescrito, individualizando en cada caso el beneficio/riesgo. Asimismo, recomiendan planificar la concepción para contar con asesoramiento médico previo para, en el caso de ser posible, modificar el tratamiento pautado antes del embarazo y permitir así una mejor evaluación y un mejor control de su efectividad y de su eficacia.

Según los datos de la OMS alrededor del 5% de las malformaciones se producen por el uso indebido de fármacos. Especialmente en las etapas cruciales del embarazo, como la primera semana de gestación o el período de formación de los órganos vitales del feto, que se produce a lo largo de los dos primeros meses de embarazo.

STOP AUTOMEDICACIÓN

El 41% de las españolas tienen dudas sobre medicación durante el embarazo. Así se desprende del VIII Estudio CinfaSalud: Percepción y hábitos de las mujeres españolas durante el embarazo.

Desde la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) advierten que hay que evitar la automedicación ya que muchos medicamentos pueden poner en riesgo la salud del feto.

A pesar de esto, insisten en que existen fármacos indicados para esta etapa, algunos de ellos dirigidos a combatir las molestias del embarazo (combatir las náuseas, por ejemplo).

El estudio de Cinfa pone de manifiesto que dos de cada tres mujeres tienen que tomar algún tipo de fármaco a lo largo del embarazo.

Además, al margen de la medicación, casi nueve de cada diez utilizan algún otro producto farmacéutico en este periodo. Los más demandados son los complementos nutricionales específicos, como el ácido fólico o los polivitamínicos (67,8 %), los tratamientos cosméticos, hidratantes y antiestrías (51,7%) y los fotoprotectores (20,4%), seguidos de los productos de higiene íntima (17,3%) y los geles para piernas cansadas (13,6%).

Entradas relacionadas

Artículos destacados

Gripe: consejos para prevenir el contagio

Jueves, 05 Diciembre 2019 Publicado en: Blog

5 consejos para cuidar tu piel en otoño

Lunes, 21 Octubre 2019 Publicado en: Cosmética

Cáncer de mama, la importancia del diagnóstico precoz

Miércoles, 16 Octubre 2019 Publicado en: Blog

Cuida tu corazón, sobre todo tras la menopausia

Jueves, 10 Octubre 2019 Publicado en: Blog

Este sitio usa cookie con el fin de recopilar datos estadísticos y de mejorar la navegación, si continua navegando, entendemos que acepta su uso. Saber más

Acepto