Consejos para prevenir el síndrome postvacacional

Viernes, 26 Agosto 2016
Destacado
Consejos para prevenir el síndrome postvacacional

La mayoría de las personas ha empezado ya la vuelta escalonada al trabajo y, con ella, en muchos casos, llega el conocido como síndrome postvacacional. Se trata de una situación transitoria provocada por la adaptación de nuestro organismo a una nueva situación y unos nuevos horarios. Os damos algunas pautas para prevenirlo.

Alrededor del 30% de las personas que vuelven al trabajo tras las vacaciones padecen el síndrome postvacacional. Una situación transitoria de adaptación a la vuelta a la rutina que se caracteriza por falta de concentración, insomnio, astenia o falta de energía, decaimiento y en algunos casos, incluso, ansiedad.

Para evitar padecer el síndrome postvacacional es importante:

  • Realizar una vuelta progresiva a la rutina habitual, regulando nuestros horarios y procurando mantener algunas de las aficiones o actividades que hemos desarrollando en vacaciones.
  • Organizar el trabajo acumulado en vacaciones, estableciendo prioridades y planificando las tareas pendientes de forma ordenada
  • Hacer ejercicio físico de forma regular, nos hará sentirnos mejor y reactivará nuestra energía y positivismo.

Frente al insomnio

El insomnio es una de las principales consecuencias del síndrome vacacional.Éstas son algunas recomendaciones para combatirlo:

  • Cuida tu alimentación, haz ejercicio de forma regular y evita sustancias excitantes como tabaco, alcohol, café, etc.
  • Establece un horario regular de sueño.
  • Limita las siestas a 20-30 minutos.
  • Cuida los factores ambientales manteniendo tu habitación oscura, ventilada y a una buena temperatura.
  • Realiza alguna actividad relajante antes de ir a dormir, como escuchar música suave o tomar un baño o una ducha. Evita practicar deporte al menos cuatro horas antes de ir a dormir.
  • Puedes tomar una infusión de valeriana, pasiflora, hierbaluisa y/o lavanda para relajarte o simplemente un vaso de leche caliente.
  • También pueden ayudarte a conciliar el sueño los aceites esenciales de lavanda, mandarina, verbena, mejorana, conocidos por sus virtudes relajantes (no utilizar durante el embarazo, lactancia ni en niños menores de 6 años.)
  • Recuerda: es imprescindible consultar al médico antes de tomar cualquier medicamento dirigido a conciliar el sueño.

Artículos destacados

Dermatitis, cuidados específicos en verano

Miércoles, 04 Julio 2018 Publicado en: Blog

Día Europeo de la Prevención del Cáncer de Piel

Lunes, 11 Junio 2018 Publicado en: Blog

Fibromialgia y Síndrome de la Fatiga Crónica

Viernes, 11 Mayo 2018 Publicado en: Blog

Este sitio usa cookie con el fin de recopilar datos estadísticos y de mejorar la navegación, si continua navegando, entendemos que acepta su uso. Saber más

Acepto